TO READ THIS ARTICLE IN ENGLISH, CLICK HERE

Jorge Brito de JBT México aquí explica, a pesar de los beneficios que ha traído la época del internet, establecer y mantener contacto directo con clientes es clave para el éxito de cualquier negocio. JBT México está presente esta semana en el Expo Pack 2017 en Guadalajara, México del 13 al 15 de Junio en stand 1106.

Si uno analiza como ha cambiado la manera de hacer negocios en los últimos 20 ó 30 años es inevitable que la llegada del internet en nuestra vida cotidiana fuera uno de los puntos principales. Desde las páginas web hasta las redes sociales, pareciera que cada vez más el mundo de los negocios y las comunicaciones se mezclan alrededor del internet.

Este fenómeno ha traído sus beneficios tanto para proveedores como para clientes. Por ejemplo, los correos electrónicos – el email – se ha convertido en una herramienta útil e importante que ha facilitado que el contacto entre personas sea mucho mas fácil que antes. Si experimentaste trabajar en los años 80 ó 90, ¿quién no recuerde la dificultad de enviar cartas por fax, y a veces el problema para entender el borrado mensaje que llegó, o el desafío de localizar personas por teléfono?

Aún así, la importancia de tener contacto directo en persona con clientes actuales y clientes potenciales es sumamente importante para cualquier negocio. Sobre todo para poner una cara o una voz a un nombre, para crear/desarrollar una relación más cercana y fomentar la confianza.

El stand de JBT México en el Expo Pack 2016

Mayor presencia
Como profesional de la industria alimentaria, yo empecé mi carrera hace 12 años con John Bean Technologies de México, la filial mexicana de JBT Corporation, después de 15 años de trabajar en el sector de alimentos. Empezando con los portafolios de maquinaria para preservar y enlatar comida procesada, tenía la responsabilidad no sólo para el mercado mexicano, sino para todo América Latina, incluyendo países productores como Chile, Argentina, Perú, Colombia y Ecuador.

Hoy en día, desde mi oficina en León, Guanajuato, estoy a cargo de la promoción de la línea de productos JBT de la división “Liquid Foods” que incluye sectores de preservación o enlatado, atún, procesamiento de frutas y lácteos. Anteriormente también el portafolio de JBT para la industria de proteínas, que incluye sectores importantes como la carne procesada y frutas y hortalizas congeladas. Desde León y con nuestras instalaciones en Puebla donde contamos con una planta piloto, estamos bien posicionados para servir – en cuanto a México – todo el país, desde la región Bajío hasta las fronteras con Centroamérica y los Estados Unidos. Fuera de México, ofrecemos nuestro amplio portafolio de productos a clientes desde Centroamérica hasta la región Andina donde mantenemos una gran presencia en países a nivel de Colombia, Perú, Ecuador y Venezuela.

En todos los casos, el hecho de establecer y mantener contacto en persona ha sido un factor clave en el éxito de JBT y nuestra gama de productos en todo Latinoamérica.

Para JBT como empresa, la relación cara a cara es fundamental para lograr buenos negocios porque, a pesar de la revolución tecnológica de las comunicaciones de los últimos años, el poder establecer una relación comercial con un cliente en persona no tiene precio.